El profesional de la información


Abril 1996

La prensa electrónica en Internet y el futuro de los medios de comunicación

Por Lluís Codina

La publicación de información de actualidad, o periodismo digital, será, al parecer, uno de los principales atractivos de las futuras autopistas de la información, sin perjuicio de que sea ya una de las actividades más prominentes de Internet en la actualidad.

La importancia de las redes como medio de publicación puede llegar a ser tan grande que, según suponen algunos observadores, a medio o a largo plazo acabará con el papel y otros medios analógicos como soportes privilegiados de la información.

Information Market, de la Unión Europea, trata sobre el mercado de la información electrónica y la publicación digital en Europa

En todo caso no es necesario esperar al futuro para poder disfrutar de las delicias o de los inconvenientes del periodismo digital, ya que actualmente existe un nutrido grupo de empresas y medios de comunicación que están proporcionando, desde hace meses y, en ciertos casos, desde hace más de un año, servicios de información de actualidad a través de Internet, generalmente con servidores web. Más adelante se facilitan unas cuantas direcciones que pueden ser de utilidad.

El web de la NAA sobre periodismo electrónico ofrece información sobre los diarios norteamericanos que están en la red

Cuestiones y problemas teóricos

Una de las características más significativas del periodismo digital es que, gracias a la utilización de hipertextos como sistema de publicación, las noticias pueden incluir enlaces con informaciones relacionadas publicadas anteriormente por el mismo medio, o permiten la consulta de la base de datos del medio que contiene todas las informaciones publicadas en los últimos meses o años.

El servicio mencionado, o la necesidad de que los diarios digitales establezcan enlaces con bases de conocimiento, como obras de referencia y diccionarios, que posibiliten al lector ampliar el contexto de interpretación de la noticia según sus intereses particulares, es solamente una de las diversas teorías existentes sobre las nuevas funciones que puede desarrollar el periodismo electrónico.

Pathfinder, del grupo Times Warner, representa, por su parte, una de las ofertas más veteranas de periodismo en la red

Otros muchos aspectos están también en plena discusión: por ejemplo, cómo se debe presentar la información de la primera página, e incluso si es que debe haber primera página, cómo diseñar las interfaces de navegación, cómo ampliar las noticias con información de fondo (background), cómo combinar la letra impresa con información multimedia, si tiene o no sentido el diario personal y a medida (el llamado Daily Me), etc.

La importante agencia de noticias Reuter proporciona un servicio de despachos de agencia a través de Yahoo

Algunos mitos sobre la publicación digital

Analizaremos algunos de los problemas teóricos del periodismo electrónico discutiendo los cuatro grandes mitos que, en mi opinión, se han comenzado a fraguar en torno a este tema:

-Mito número 1:"La publicación electrónica destruirá la cultura de la letra impresa"

Respuesta: La letra impresa continúa siendo tal, tanto si se imprime sobre una hoja de papel como si se imprime en un monitor de ordenador. En los años 50 y 60 se hicieron las mismas predicciones sobre la letra impresa y la cultura textual con motivo de los audiovisuales, aunque en aquella ocasión se hablaba de la "muerte de la era Gutenberg". No ha ocurrido así.

Por el contrario, si extrapolamos al nuevo contexto de las infopistas lo que ahora sabemos sobre la función del lenguaje natural y de la información textual en nuestra cultura e, incluso, en la propia idea de la especie humana, podemos deducir que la importancia de la letra impresa no decaerá, sino que lo "único" que sucederá es que, en lugar de imprimirse en papel, se imprimirá en una pantalla de ordenador.

Por lo tanto, la llegada de los medios de comunicación digitales, no supondrá, como algunos creen, el final de la letra impresa, sino su imbricación en nuevos géneros narrativos y periodísticos en los que, sin solución de continuidad, podrá pasarse de la lectura de una noticia o de un artículo de fondo, a escuchar, por ejemplo, la voz de los protagonistas de la noticia o a ver un reportaje audiovisual sobre los conceptos tratados en el artículo.

El consorcio World Media On Line representa una de las últimas opciones en periodismo electrónico

-Mito número 2: "Nunca se podrá leer una novela (o un poema, un ensayo, etc.) en un ordenador".

Respuesta: Es la otra cara de la moneda del mito anterior. Esta idea proviene de la confusión de un problema -que es coyuntural y tecnológico- de los monitores actuales, con una supuesta característica estructural y ontológica de la información digital.

Efectivamente, en la actualidad no resulta fácil leer un texto en un monitor de ordenador de manera sostenida, y mucho menos durante horas, pero ello no es debido a ninguna propiedad esencial de la información digital, sino a la muy deficiente tecnología de los monitores actuales. Igual que los receptores de televisión, tienen un cañón de electrones que bombardea una pantalla de fósforo sobre la que se dibuja la información, refrescándola varias veces por segundo. El resultado global es semejante a intentar leer una hoja de papel con una lámpara enfocada en los ojos.

Sólo es cuestión de tiempo que la industria pueda llevar al mercado de consumo una generación de pantallas planas basadas en nuevos materiales y que ahora están en fase de laboratorio. Tales pantallas podrán gozar de altas resoluciones y ser tan ligeras y planas como una carpeta o un periódico de papel. Sin el brillo de los cañones de electrones, con una resolución semejante a la del papel y con unas dimensiones y peso semejantes a las de un diario estándar, leer un periódico en una pantalla de ordenador podrá ser tan confortable como es hoy leerlo en papel.

The New York Times on the Web es la versión electrónica, de riguroso pago, del influyente diario norteamericano

-Mito número 3: "La propiedad intelectual deja de tener sentido en las autopistas de la información"

Respuesta: Sin el respeto a la propiedad intelectual y a los derechos morales del autor sobre su obra desaparece el estímulo principal a la creación intelectual, salvo que todos nos veamos envueltos en una nueva economía comunista universal.

No es previsible que los autores renuncien a ver remunerado su trabajo por el hecho de publicar a través de Internet, ni que las empresas produzcan y distribuyan información gratis. Que en Internet sea más difícil proteger esos derechos no quiere decir que no tenga sentido hacerlo. Podemos predecir, por tanto, un intenso trabajo de investigación sobre nuevos instrumentos jurídicos y tecnológicos para asegurar su protección, no su desaparición.

-Mito número 4: "Cualquier forma de censura o de limitación a la libertad de información deja de tener sentido en las autopistas de la información"

Respuesta: La censura previa no tiene sentido en ningún medio de comunicación, ya sea digital o analógico. Sin embargo, lo que no parece razonable es que no se puedan perseguir en el medio Internet los mismos delitos que una legislación democrática considera que deben perseguirse en el mundo de la publicación convencional, tales como la propaganda a favor de grupos terroristas o la invitación al asesinato.

Más aún. Si la calumnia y la difamación son delitos con cuya persecución se intenta proteger el derecho al honor de las personas, no tienen que dejar de ser perseguidos por el hecho de que tengan lugar en Internet.

Las empresas que publican información a través de Internet se pusieron de luto hace dos meses por la aprobación en Estados Unidos y en Alemania de algunas medidas legisladoras que restringen la circulación de determinadas informaciones o de determinados materiales pornográficos.

Sin entrar en el detalle de las medidas particulares, que pueden ser más o menos desafortunadas, el problema de algunas declaraciones en contra de ellas es que han dado a entender que el estado de derecho desaparece en Internet y que no debe existir ninguna limitación a la libertad de expresión.

Así, en algunas declaraciones de teóricos y observadores del tema, se ha confundido últimamente la dificultad para perseguir un delito con la conveniencia de hacerlo. Como saben los legisladores y los juristas de todos los países democráticos del mundo, ningún derecho es absoluto ya que, si así fuera, los traficantes de esclavos, por ejemplo, podrían invocar el derecho al libre comercio para mantener su negocio, como así hacían efectivamente en la época en que la esclavitud estaba permitida.

La libertad de expresión, como todo derecho o bien jurídico, tiene también límites importantes, por ejemplo, el honor a las personas, como ya se ha dicho, o el respeto a los derechos humanos, que también son bienes jurídicos protegibles. Otra cosa es que hace tiempo que se ha considerado necesario que la censura previa, característica de las dictaduras, desaparezca para dejar paso a una libertad de publicación que, sin embargo, debe estar sujeta a algunas responsabilidades mínimas.

Periodismo digital versus periodismo analógico

¿Cuáles son, con todo, las ventajas del periodismo digital sobre el periodismo impreso en papel? O, planteado en términos más generales, ¿cuáles son las ventajas de la información digital sobre la información analógica?

Mi propuesta es que tales ventajas se pueden sintetizar alrededor de cuatro aspectos principales:

  • Reusabilidad
  • Interactividad
  • Recuperabilidad
  • Virtualidad

La reusabilidad se refiere a la extremada facilidad que presenta la información digital para poder ser actualizada, modificada, editada, copiada, etcétera, y, naturalmente, reutilizada. La facilidad es tan grande que cualquiera que haya intervenido en la cadena de producción de un libro o de una revista sabe que los auténticos problemas sólo empiezan cuando la información tiene que imprimirse sobre el papel, es decir, cuando pasa a formato analógico.

Por otro lado, la extremada facilidad para copiar y reproducir información digital mediante operaciones del tipo "cortar y pegar" o descargando archivos de servidores remotos está en la base de algunas teorías sobre la supuesta obsolescencia de los derechos de propiedad intelectual.

Electronic Newsstand provee una lista de enlaces con revistas electrónicas de todo el mundo y una publicación propia, Off the Rack

La posibilidad de que un sistema de comunicación proporcione respuestas diferentes en función de las diversas acciones del usuario se identifica con la interactividad. Con los medios analógicos la interactividad es muy limitada o es mínima. En un receptor de televisión, por ejemplo, se reduce al acto de apagarlo o de encenderlo (o de cambiar de canal). En cambio, con los medios de información digital la interactividad, en principio, no tiene límites.

El lector de un periódico digital podrá leer, escuchar o ver una filmación audiovisual sobre la misma noticia, según su preferencia. Podrá limitarse a leer un breve resumen sobre ella o solicitar datos adicionales, pedir otros artículos anteriores publicados sobre el mismo tema, etc.

La recuperabilidad(o aleatoriedad) se refiere a la facilidad para encontrar información de un modo muy selectivo y con un tiempo de respuesta independiente del volumen de información a consultar. En el mundo analógico tal cosa está muy lejos de ser fácil, mientras que es muy fácil en el mundo digital.

Pero la recuperabilidad se refiere también a otra propiedad que no tiene paralelo en el mundo analógico, a saber, la de poder relacionar o cruzar informaciones. Por ejemplo, si deseo encontrar todos los artículos de una enciclopedia donde se hable de cine y de arte, cuando busco en una enciclopedia en papel tengo que limitarme a consultar los artículos que haya bajo las correspondientes entradas y conformarme con la información que allí pueda encontrar, so pena de recorrer la enciclopedia secuencialmente desde la primera página hasta el final.

En cambio, si la enciclopedia está en formato digital, puedo encontrar, casi instantáneamente, cualquier artículo donde se mencionen ambas palabras en el texto del artículo, y descubrir así, otras fuentes de información que nunca pude prever.

La virtualidad, finalmente, se refiere al hecho de que es más fácil mover la información que la materia o, como diría Negroponte, es más fácil mover bits que átomos.

En una red como Internet se pueden distribuir de forma virtualmente instantánea miles de copias del mismo documento con un coste ínfimo. De hecho, la tirada de los diarios digitales es independiente de su número de lectores, hasta el punto que el diario más popular en Internet tira un solo ejemplar que, sin embargo, puede ser leído por millones de personas.

La virtualidad de la información digital es tan elevada que los editores de todo el mundo comienzan a preocuparse seriamente: ¿qué pasará el día que los autores puedan tener su propio servidor web y distribuir directamente a sus lectores las copias de sus novelas?

La información digital, naturalmente, tiene también algunas desventajas. Por ejemplo, su falta de impacto visual directo, es decir, su dependencia de un aparato de lectura, su fragilidad y, por el momento, su baja ergonomía comparada con el papel. Veremos qué sucede en el futuro con este balance de ventajas y desventajas.

El servicio NewsPage filtra y clasifica diariamente miles de noticias periodísticas de todo el mundo.

Periódicos en la red: guía de direcciones

En todo caso, y ya que el movimiento se demuestra andando, lo que corresponde hacer para conocer las posibilidades de la prensa electrónica es acceder a los diarios electrónicos que publican a través de Internet -más de 800 a principios de 1996.

El primer paso es una página web titulada Señas, que mantiene enlaces (y atención con la descripción que sigue, que se las trae) con todos los diarios publicados en cualquier lugar del mundo en lengua castellana, y con todos los diarios publicados en España en cualquiera de las lenguas del estado español!

La dirección es la siguiente:

http://www.combios.es/combios/senyas/prensa.htm

El segundo es una página web, titulada Editor & Publisher Interactive, mantenida por Planetary News, que hace lo mismo, pero a nivel mundial, es decir que mantiene enlaces con los diarios electrónicos de todo el mundo y, por tanto, incluye también algunos de España.

Está en la siguiente dirección:

http://www.mediainfo.com/edpub/e-papers.home.page.html

En tercer lugar conectaríamos con una página denominada Electronic Newsstand cuya especialidad son los enlaces con revistas, y de las que mantiene una así denominada "lista monstruo" (monster list) que comprende varios centenares o quizás más de un millar de tales publicaciones, incluyendo una publicación propia con formato de revista semanal dedicada a temas del ciberespacio. La dirección es la siguiente:

http://www.enews.com

Para tener una buena idea de las posibilidades del periodismo digital es inexcusable visitar la página del grupo Times Warner, Pathfinder, dedicada a proporcionar acceso a las numerosas revistas del grupo, y una de las pioneras en ofrecer información periodística con formato de revista en Internet. La dirección es la siguiente:

http://www.pathfinder.com

Cabe destacar también un servicio que puede considerarse el precursor de los futuros diarios digitales a medida, los así llamados Daily Me (o Diario Yo).

Se trata del servicio denominado NewsPage. Este sistema realiza diariamente un filtrado de todas las noticias del día publicadas por unas 600 fuentes de información (medios de comunicación y agencias de prensa de todo el mundo).

El resultado son varios miles de noticias diarias, clasificadas mediante una jerarquía de temas y subtemas, es decir de clases y subclases, que ayuda a encontrar todo lo que se publica cada día sobre un tema determinado, por ejemplo, sobre la industria de las telecomunicaciones, o sobre ciencia, economía, etc.

Además, existe un servicio adicional mediante el cual el usuario puede establecer un perfil muy específico de sus intereses, según varias palabras clave que expresen sus necesidades de información habituales, de manera que NewsPage filtra entonces las noticias con ese perfil específico en vez de usar la clasificación estándar y así sólo llegan al usuario que suscribe ese "servicio a medida" las noticias que coinciden exactamente con sus intereses. La dirección de NewsPage es la siguiente:

http://newspage.com

Para obtener direcciones de prensa digital se puede consultar también la lista de diarios electrónicos que mantiene la Newspaper Association of America que, aunque se limita a los Estados Unidos, es exhaustiva respecto a este país.

En los EUA es donde más diarios electrónicos se han puesto en circulación en Internet, unos 500 de los 800 mundiales. Entre ellos están algunos de los más importantes e influyentes del mundo: The Wall Street Journal y The New York Times. La dirección es la siguiente:

http://www.infi.net/naa/hot.html

La séptima y última dirección que recomiendo es la del consorcio World Media, formado por 26 diarios de todo el mundo, que ha creado una división denominada On Line, que contiene diversas publicaciones y servicios de información relacionados con eventos de interés internacional, tales como acontecimientos deportivos o la evolución del conflicto de la ex-Yugoslavia. La dirección:

http://www.worldmedia.fr/wm

Con las siete direcciones precedentes se puede mantener el acceso a la práctica totalidad de los diarios y revistas electrónicos de todo el mundo, aunque cabe advertir al lector que no todos son de acceso gratuito, sino que comienzan a proliferar los medios que exigen que el usuario se registre y acepte el pago de una determinada cuota para pode usar el diario.

Con todo, salvo escasas excepciones, siempre es posible ver una muestra de los servicios disponibles sin necesidad de ser suscriptor, o bien es posible registrarse por un período de prueba gratuito.

Fuentes de información sobre periodismo electrónico

Sobre el tema de este artículo, una de las mejores fuentes de información y, probablemente, la mejor fuente sin más, es la propia Internet. Se indican a continuación seis direcciones de páginas web que contienen artículos y ensayos (o enlaces a artículos y ensayos) sobre periodismo electrónico.

La primera es la página del Laboratorio de Medios (Media Lab) del Massachusetts Institute of Technology (MIT), dirigido por Nicholas Negroponte, el ilustre autor de El mundo digital (Barcelona: Ediciones B, 1995) y cuya lectura recomiendo calurosamente.

En dicho laboratorio, y bajo la denominación genérica de News in the Future (NiF), un equipo de investigadores mantiene diversas líneas de investigación sobre los aspectos más diversos del periodismo y los futuros medios de comunicación digitales. En su servidor web puede encontrarse información sobre tales líneas de investigación. La dirección es la siguiente:

http://nif.www.media.mit.edu

La segunda es una página de la mencionada Planetary News, mantenida por Steve Outing, y dedicada a mantener una FAQ (Frequently Asked Questions) sobre periodismo digital (también denominado online journalism), así como una serie de enlaces a artículos y ensayos publicados en Internet sobre el tema, destacando, entre otros, los artículos de Melinda McAdams, una de las autoras del diseño electrónico del diario Washington Post, y un extenso estudio del periodista y teórico David Craknell sobre el futuro del periodismo en Internet. La dirección es la siguiente:

http://www.mediainfo.com/edpub/e-papers.essays.html

La citada asociación norteamericana de editores de prensa, la NAA, incluye en su página web artículos, informaciones, servicios, etc., sobre periodismo electrónico, además de la lista de enlaces con diarios digitales norteamericanos (la dirección se indicó más arriba).

Por su parte, la empresa alemana Ines, dedicada a la investigación y desarrollo de medios electrónicos para diarios, y relacionada con Ifra, un consorcio formado por empresas editoras de diarios para la investigación de tecnologías de prensa, mantiene una página web con informaciones diversas sobre el tema, incluyendo un interesante artículo a modo a declaración programática sobre los aspectos funcionales y de diseño de los futuros periódicos digitales. La dirección es la siguiente:

http://www.darmstadt.gmd.de/ines

Otras dos fuentes de información institucionales pueden resultar de gran ayuda a cualquier interesado sobre la materia. La primera de ellas es la página de la fundación española Fundesco, dedicada a la investigación sobre tecnologías de la información y comunicación social.

En su página, Fundesco incluye acceso a su base de datos, al catálogo de su biblioteca y a su colección de informes, y mantiene enlaces a otros servidores web relacionados con el tema. La dirección es:

http://www.fundesco.es

El segundo grupo de las direcciones institucionales lo forman los diversos servidores de la Unión Europea, que contienen páginas web dedicadas a la así llamada sociedad de la Información. En esas páginas, la UE facilita amplia información sobre aspectos legales, económicos, sociales, etc., de las nuevas tecnologías de la información, las telecomunicaciones, las autopistas de la información, etc.

El web tiene enlaces a proyectos subvencionados por la UE dentro de un programa general denominado Information Engineering -que incluye, a su vez, un subapartado dedicado a publicación electrónica, electronic publishing- que están relacionados con el periodismo digital y donde pueden obtenerse datos sobre proyectos como los siguientes: "Multimedia technologies for information newspaper", "Study of an integrated multimedia electronic publishing environment", etc.

Las dos direcciones principales de la UE relacionadas con el tema son las siguientes:

http://www.ispo.cec.be (Sociedad de la información).

http://www2.echo.lu (Information engineering y temas relacionados).

En conclusión, creo que puede afirmarse que la vitalidad del periodismo en el seno de Internet no es más que un pálido síntoma de lo que puede llegar a ser en un futuro a medio plazo, cuando las autopistas de la información proporcionen anchos de banda más adecuados y cuando la industria informática esté en condiciones de proporcionar tecnología de pantalla plana y de alta resolución a precios de consumo.

Los robots web y la indexación automática

Finalmente, un consejo para quienes deseen explorar más a fondo este tema y una reflexión sobre la eficacia de los robots y los sistemas actuales de indexación automática.

Primero el consejo: si se utilizan buscadores o robots web, del estilo de Open Text, WebCrawler o Lycos, es útil utilizar "online journalism" como expresión de búsqueda, ya que es una de las más utilizadas en el mundo anglosajón para referirse a este tema, más incluso que "electronic journalism" o "electronic newspapers", que sin embargo también sirven.

Y ahora la reflexión: ninguna de tales expresiones le conducirá a una de las páginas más importantes sobre el tema, la que mantiene el mencionado Media Lab del MIT. ¿Por qué? Muy sencillo: porque en tal página se habla de "news", "future", "stories", "computers", etc., pero no se menciona para nada ni "journalism", ni "newspapers", etc.

Creo que la anécdota es muy significativa y que debería servir para recordarnos dos cosas que se suelen olvidar a menudo en todo este asunto de los robots web:

  1. Los ordenadores no entiende el significado de las palabras, sólo reconocen cadenas de caracteres;
  2. El lenguaje natural es muy creativo y al mismo tiempo muy ambiguo, seguramente porque si no fuera así seríamos hormigas sin inteligencia y con la conducta programada en el sistema nervioso, y no seres humanos con inteligencia adaptativa gracias a un cerebro plástico.

La suma de las dos cuestiones anteriores es que los actuales sistemas de indexación automática distan mucho de ser eficientes, por el simple motivo de que no trascienden la estructura superficial de las expresiones lingüísticas.

Para que ello fuera posible sería necesario poseer conocimiento lingüístico, bien del tipo que tiene un indexador humano con competencia sobre una lengua, o bien del que puede encapsularse en una base de conocimientos, tal como un sistema experto o un thesaurus.

Conforme crezca la red el problema de la ineficiencia de los sistemas actuales, basados casi exclusivamente en el reconocimiento de cadenas y en el análisis de las propiedades estadísticas de los textos, crecerá en lugar de disminuir hasta hacerse inmanejable. Se necesitarán horas de ensayo y error para encontrar un documento relevante y pocos usuarios podrán permitirse ese lujo.

En ese punto, las empresas que utilicen indexadores humanos o bases de conocimiento lingüísticas para trascender la estructura superficial de los textos y realizar una indexación conceptual, podrán ser mucho más competitivas que las que utilicen sistemas automáticos.

Las industrias de la lengua, que están cercanas a las lenguas particulares, podrían experimentar un importante auge, y la construcción de thesaurus, que están cercanos a la vez a dominios concretos del conocimiento y a las lenguas particulares, podrían experimentar también un importante crecimiento.

En particular, podría esperarse el desarrollo de una nueva generación de sistemas de indexación automáticos que fueran capaces de explotar el conocimiento lingüístico codificado en herramientas tales como thesaurus, diccionarios de lexemas (raíces), diccionarios de palabras vacías, etc., los cuales habrían de ser elaborados por equipos de expertos humanos en el dominio del conocimiento y la lengua respectiva.

Tales herramientas lingüísticas constituirían auténticos sistemas expertos que requerirían una adecuada labor de creación, mantenimiento y actualización. En este nuevo horizonte, los documentalistas en lugar de ser indexadores de documentos podrían ser ingenieros en lenguajes documentales y expertos en dominios concretos del conocimiento, dejando la indexación de documentos individuales a la máquina, y la labor de creación, diseño y supervisión a las personas, lo cual no parece un mal reparto de tareas.

Fundesco, una fundación para el estudio de la comunicación social, ofrece información a través de su página web

Lluís Codina es profesor de documentación periodística y colaborador habitual de Information World en Español. codina_lluis ARROBA fcsc.upf.es

Enlace del artículo:
http://www.elprofesionaldelainformacion.com/contenidos/1996/abril/la_prensa_electrnica_en_internet_y_el_futuro_de_los_medios_de_comunicacin.html